Muchas personas buscan algún programa que les permita ver imágenes de satélite en tiempo real, en vivo o en directo y me llegan e-mails preguntando sobre esto.

Hay que dejar claro que no es posible acceder a imágenes satelitales en tiempo real, al menos para nosotros, las personas de a pie. Es un uso que queda restringido a altos cargos militares o a investigaciones de agencias secretas.

También hay que tener en cuenta que el acceso a una herramienta así, supondría graves problemas de invasión de la intimidad. ¿Vamos a ver a la vecina que está nadando en la piscina? ¿Vamos a ver que hace nuestro hijo, que se ha ido al parque con su novia?

A parte del tema de la intimidad, también debemos considerar las limitaciones informáticas. Imágenes de satélite estáticas de todo el mundo, como las que podemos ver en Google Maps, Google Earth y otros programas ya suponen una cantidad de información descomunal. Para recibir imágenes en tiempo real, ¿os imagináis qué ancho de banda deberíamos tener?

Sin duda la posiblidad de acceder a un satélite en directo o en vivo sería algo muy interesante, pero creo que la privacidad de las personas está por encima, así que nunca votaría a favor de una herramienta así.

La única manera de ver imágenes aéreas en casi tiempo real, sería entrando en la web de MIRAVI (por alguna razón, esta web lleva un tiempo sin funcionar, así que he quitado el enlace), que pertenece a la Agencia Espacial Europea. En MIRAVI podemos contemplar fenómenos naturales como incendios, inundaciones o erupciones volcánicas. Sin embargo, nunca podremos llegar a un nivel de detalle que permitiese ver a personas.

Las imágenes de satélite de MIRAVI son obtenidas por el sátelite Envisat. Algunos ejemplos de lo que podríamos obtener son la tormenta tropical Noel o los incendios en California.

Como he dicho dos párrafos más arriba, la web de MIRAVI no está funcionando, desconozco la razón ni cuándo volverá a estar operativa. De momento, podemos entretenernos mirando cosas interesantes que ha captado el satélite Envisat en esta dirección. Bajad hasta donde pone “Latest Mission Results News” y vais pulsando en los enlaces de abajo. Por ejemplo, ahora mismo podéis ver investigaciones de pérdida de nieve en el hemisferio norte, de pérdida de hielo polar o el control de los diques en Holanda para evitar inundaciones.

Imagen de Italia

Si queréis ver lo que hace vuestra pareja al salir del trabajo, lo siento, es ciencia ficción ;-)

Actualización Marzo 2011: Han pasado más de tres años desde la creación de este post y tengo que deciros que ver desde satélite en vivo sigue siendo imposible para la población. Como en algunos sitios intentan engañar a la gente haciéndoles creer que es posible, me he visto obligado a dejar claros dos puntos:

- Acceder a un satélite en vivo para ver imágenes a tiempo real es imposible. Hay que imaginar los satélites que orbitan nuestro planeta como una cámara fotográfica: el satélite, en un momento dado, está enfocando a sólo un sitio (igual que con una cámara enfocamos sólo una zona). ¿Verdad que no podemos coger una cámara y hacer una fotografía o grabar video de absolutamente todo a la vez? Pues lo mismo pasa con los satélites, no pueden ver todo el planeta al mismo tiempo. La única excepción estaría al alcance sólo de gobiernos, agencias de investigación del gobierno o la NASA, que, en ciertos casos, podrían enfocar un satélite hacia la zona que desean visualizar. Evidentemente, nosotros los comunes mortales no podemos acceder a un satélite para decirle que se centre en un punto de La Tierra, ya que eso sólo pueden hacerlo sus propietarios. Del mismo modo, no podemos ver qué pasó el día tal a la hora X, porque en ese momento no había ningún satélite ahí enfocado, salvo excepción muyyy improbable.

- En algunos sitios engañan a los usuarios pretendiendo que ellos tienen algún programa que permita la visualización de imágenes satelitales en vivo o en tiempo real. No les hagáis caso, están mintiendo porque el un servicio así sencillamente es imposible de ofrecer, tal y como hemos explicado.

Actualización Mayo de 2014: Cada año Google actualiza sus mapas satelitales de Google Maps gracias a las imágenes que recogen los satélites de Landsat, que son unos satélites puestos en órbita por los Estados Unidos, y que tienen la función de escanear la superficie terrestre. Por ejemplo, si os fijáis cuando entréis en google maps y escojáis la opción de ver en satélite, veréis que pone en la parte inferior que las imágenes han sido tomadas este año, al igual, que el que vienen 2015 y posteriores, se supone que Google las irá actualizando. Además,  para ofrecer buenos datos Google también trabaja con otras asociaciones como la NOAA, que es la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica de los Estados Unidos, y que tienen unos satélites específicos para poder ver el tiempo: tormentas, huracanes, tornados, los mares, así como la temperatura de sus aguas, incendios, erupciones, etc. Como comento estos satélites tienen la función de preveer cambios atmosféricos y que pueden repercutir tanto a humanos como a animales, etc.

Los satélites atmosféricos de la NOAA no sólo tienen las funciones anteriormente mencionadas, sinó que también tienen la función de monotorizar las condiciones en el espacio, como las llamaradas solares y cómo afectan éstas sobre la Tierra. Otras funciones es la de localizar balizas de emergencia y que ayudan a ser localizadas en caso de hundimiento de barcos, aviones,… en áreas remotas, como el accidente de avión de Malasia y del cual hay muchas incógnitas al respecto. (Ver más en esta noticia). Cabe destacar también que dichos satélites son usados también por científicos que recogen los datos de investigadores situados en distintos puntos del planeta.

Hay que tener en cuenta que hay satélites que miran el hemisferio occidental y otros el oriental. A parte del satélite en sí, y al país al que pertenece, después está el operador que lo gestiona, el uso que se le da (telecomunicaciones como televisión y radio, satélite en vivo, comunicaciones marítimas y aéreas, uso militar, internet, para uso de la meteorología, etc.), y la cobertura que puede alcanzar, o la zona que puede visualizar o enviar los datos de comunicación. Por ejemplo, el satélite Americom-11 de telecomunicaciones sólo sirve para que cubra cierta zona: Canadá, los estados contigüos Estados Unidos (excluyendo Alaska, Hawaii, etc.), el Caribe y México.

En el hemisferio occidental algunos de los satélites de emisión en directo que pertenecen a distintos países (Estados Unidos y Canadá) son: EchoStar-1, Ciel-2, Galaxy-23, EchoStar-3, EchoStar-4, EchoStar-6, EchoStar-7, EchoStar-8, EchoStar-9, EchoStar-10, EchoStar-11, DirecTV-7S, Anik F3, Anik F2, DirecTV-5, Anik F1, Anik F1R, AMC-18, Americom-15, SPACEWAY-1, DirecTV-4S, DirecTV-9S, DirecTV-8, Nimiq 1, Americom-2, Americom-16, Americom-9, Nimiq 2, Nimiq 3.

En el hemisferio oriental hay otros satélites que pertenecen a Europa, Reino Unido, Russia, Turquía, Malasia, etc. y que en su mayoría los usos son de telecomunicaciones de radio y televisión, comunicaciones marítimas y aéreas, usos militares, y para usos meteorológicos. Entre los más conocidos quizás, el Meteosat 6,7 (para saber el tiempo), el Skynet 4F (para uso militar), entre otros muchos más.

Si deseas conocer más sobre el listado de satélites así como sus operadores, desde cuándo está en órbita, y más datos detallados, visita la wikipedia.

Espero que esta explicación deje un poco más claro el tema de satélite en tiempo real, en directo o en vivo, como se suele buscar generalmente, y que año tras año hay más y más comentarios al respecto, así como dudas o malentendidos.

- Ya están disponibles las rutas a pie en Google Maps de 44 países de África. Herramienta excelente por si vamos a visitar el país africano y queremos prepararnos salidas o excursiones desde el hotel o el lugar en el que estemos alojados.

- Por fin llegan las rutas en bicicleta a Europa. Estamos hablando del sistema “Biking Directions” (Direcciones en Bicicleta) de Google Maps, que desde el año 2010 y hasta ahora solo estaba disponible en Estados Unidos. A partir de ya, también podremos generar rutas en bici en estos países: Australia, Austria, Bélgica, Dinamarca, Finlandia, Francia, Alemania , Liechtenstein, Luxemburgo, Mónaco, Países Bajos, Noruega, Suecia, Suiza y el Reino Unido. En las ciudades donde esté habilitada esta opción, nos aparecerá la capa “En bicicleta”, que nos mostrará los carriles bici: en verde oscuro exclusivo para bicicletas, en verde claro calles que tienen carril bici y con una línea discontinua verde las calles sin carril bici pero que podemos circular perfectamente por ellas. Esta vez, España se ha quedado fuera, pero ya sabemos que en los países del norte de Europa se utiliza la bici mucho más que aquí.

- Imágenes satelitales preocupantes las que nos llegan desde los satélites de la NASA. Groenlandia está sufriendo en este mes de julio una ola de calor extrema que está provocando un alarmante deshielo en la isla. Especialmente crítico fue el día 12 con un avance del deshielo, el peor en los últimos 30 años, que causó sorpresa entre los científicos. De hecho, se ha perdido superficie helada incluso en el centro de Groenlandia, algo que no ocurría desde el año 1889. El hielo suele cubrir hasta un 84% de Groenlandia en invierno, pero este verano solo queda un 3%. Para hacerse una idea del enorme tamaño de Groenlandia, hay que pensar que equivale a Suecia, Alemania, Francia, España y Gran Bretaña juntas. Os dejamos con las imágenes de satélite, la de la izquierda corresponde al 8 de julio y la de la derecha al día 12. El hielo aparece en blanco y las zonas de deshielo en rosa:

Deshielo en Groenlandia

- Y por último, una curiosidad. Entrad en Google Maps e introducid las siguientes coordenadas: 47.110579 9.227568. A continuación, pulsamos en la flecha verde, activamos Street View y giramos la imagen para ver el cielo de la izquierda… ¿Véis lo que sale? ¿Nos observan?

La semana pasada hablábamos de NORC, una página donde poder acceder a vistas callejeras de algunos países del centro de Europa que no disponen del Street View de Google y así tener acceso a una información valiosa en caso de viajar a alguno de esos lugares.

En esta ocasión veo más difícil que resulte de utilidad (¿cuántos de vosotros pensáis viajar a la Antártida?), pero eso no quita las ganas de disfrutar explorando un poco la Antártida cómodamente desde nuestras casas. Y esto lo podemos conseguir con las nuevas imágenes panorámicas de 360º que se han publicado en Google Maps.

Aunque desde 2010 ya podíamos echar un vistazo a este continente (concretamente la Isla de la Media Luna), en esta ocasión tenemos acceso a muchás más imágenes, incluyendo algunas del interior de los refugios de Shackleton y Robert Falcon Scott. Para obtener estas fotografías se ha utilizado el mismo sistema que usa Google para las Business Photos (fotos de empresas), ya que en la nieve no irían demasiado bien los triciclos del Street View.

Entre los sitios que podemos visitar, destacan el Telescopio del Polo Sur, los refugios que hemos comentado antes, el Polo Sur Ceremonial (el punto más al sur del planeta) o los pingüinos del Cabo Royds.

Aquí tenemos el Polo Sur Ceremonial:

Y aquí el Cabo Royds:

Si eres de los que les gusta, como yo, mirar las zonas que visitaremos en nuestras vacaciones en el Google Maps y en el Street View, quizás habrás encontrado a faltar esta última característica (las vistas callejeras) en algunos países europeos. Utilizar el Street View en un lugar que no conocemos y al que viajaremos próximamente tiene varias ventajas: aprendernos mejor el camino para llegar a algún sitio, descubrir cómo es el entorno del hotel, apartamento o camping en el que nos vamos a alojar, observar los paisajes de alguna zona, buscar restaurantes o supermercados…

El Street View de Google tiene cobertura en varios países (España es uno de los que tiene más vistas a pie de calle), pero en algunos este servicio no ha llegado, bien porque Google no ha querido o porque las autoridades de esos países les han prohibido fotografiar las calles o publicar los datos.

Para estos casos, nos puede ser de mucha utilidad la web de NORC, ya que tienen vistas callejeras de seis países de Europa. En cuatro de ellos no hay Street View de Google (Austria, República Checa, Hungría y Eslovaquia) y en otros dos solo lo hay parcialmente (Polonia y Rumanía).

Cuando entramos, por defecto nos aparece la página en alemán. Si no dominamos este idioma, podemos seleccionar arriba a la derecha el inglés. De todas maneras, el sistema es muy intuitivo y apenas hace falta entender las palabras. Arriba tenemos una caja de texto para buscar la población que nos interesa. Para optimizar la búsqueda, interesa escribir la ciudad en inglés o en el idioma local, por ejemplo pondremos Salzburg en lugar de Salzburgo (en este caso funciona de las dos maneras, pero no nos confiemos).

En la parte izquierda encontraremos las fotografías de las vistas a pie de calle y a la derecha el mapa de la zona. Podemos utilizar las flechas en el Street View para ir moviéndonos o bien pulsar en los puntos azules que aparecen en el mapa. De igual modo que en el servicio de Google, podemos obtener un enlace a la vista que estamos viendo (donde pone Panolink) o también el código para insertarla en nuestra web o blog (ambas opciones requieren registrarse gratuitamente).

Y ya para terminar, os dejo con algunas vistas a pie de calle que me han gustado:

La Catedral de Viena:

Catedral de Viena

En el Valle de Stubai (en el Tirol austríaco):

Valle de Stubai

La Torre de la Pólvora en Praga:

Torre de la Pólvora en Praga

Por supuesto, podemos “visitar” muchos más lugares: Viena, Salzburgo, los Alpes de Austria, Bucarest, Budapest, Poznan, Bratislava, Cracovia…

Los incendios de Valencia, en Cortes de Pallás y Andilla, arrasaron casi 50.000 hectáreas, convirtiéndose tristemente en uno de los incendios más devastadores que se recuerdan en España. El fuego quemó una enorme extensión de tierra agrícola, pero también mucha vegetación en los montes.

A parte de la desgracia humana (recordemos que un piloto de helicóptero falleció y otros dos sufrieron heridas) y de mucha gente que ha perdido sus casas, también hay que lamentar la grave pérdida de biodiversidad, tanto de muchas especies vegetales quemadas como de animales que perecieron calcinados o asfixiados: animales de granja y también salvajes: zorros, tejones, ginetas, jabalíes, ardillas, reptiles, aves…

Los incendios de Valencia fueron tan grandes que eran perfectamente visibles desde el espacio y así fue cómo los captó el satélite Terra de la NASA. Primero una imagen de la Península para hacernos una idea de la magnitud:

Incendios de Valencia vista satélite península

Las enormes columnas de humo se desplazaron, como podemos apreciar, hacia el noreste, llegando incluso a Barcelona, ciudad que se vio inmersa en una nube de humo y cenizas.

El 29 de Junio, éste era el desolador panorama:

Incendios de Valencia 29 de junio

El siguiente día, el satélite nos envía esta imagen: los fuegos siguen avanzando sin control:

Incendios de Valencia 30 de junio

Y, por último, tres días más tarde, con los incendios ya controlados podemos apreciar la devastación que dejaron a su paso. Esas zonas tardarán décadas en recuperarse y volver a ser como eran antes.

Incendios de Valencia 3 de Julio

No está de más recordaros que debemos extremar las precauciones si necesitamos hacer fuego en el monte. Un golpe de aire puede llevarse volando algunas brasas y provocar desgracias de esta magnitud.

Ya hace más de cuatro años que escribí un post sobre la posibilidad de ver satélite en tiempo real, explicando que no era posible y las razones. Pasado este tiempo, puedo afirmar que acceder a un mapa satelital en vivo sigue siendo algo imposible (excepto para organizaciones gubernamentales o demográficas).

Como todavía hay mucha gente que sigue preguntando sobre este tema porque no lo terminan de entender, voy a intentar explicarlo de otra manera:

No os dejéis engañar por algunas webs que dicen que te dan acceso a mapas satelitales en tiempo real, ni tampoco por las que sugieren descargar un programa (que casi siempre resulta ser el Google Earth, el cual es espectacular pero no tiene imágenes en vivo).

Y quien dice el Google Earth, dice Google Maps, Yahoo! Maps, OpenStreetMaps, Wikimapia y todos los productos o servicios existentes. Ninguno de estos es en tiempo real, sino que se limitan a ofrecer imágenes satelitales de todo el mundo, tomadas en algún momento preciso, el cual puede ser relativamente cercano o tener 5 ó 6 años. Además, muchas de las imágenes que vemos a través de estos sistemas ni siquiera estan tomadas desde un satélite, sino por avionetas especializadas en fotografiar nuestro planeta.

Los satélites de observación (los que sirven para obtener imágenes de La Tierra) se encuentran en la órbita baja terrestre, a una altura entre 200 y 1.200km y dan una vuelta al planeta cada hora y media. Si a esto le añadimos que el satélite puede “ver” lo que tiene debajo de él, llegamos a la conclusión de que es imposible que esté en todas partes al mismo tiempo. Como mucho, mucho (y ni siquiera a esto tenemos acceso), podríamos llegar a ver un mapa satelital en vivo de la zona que hay debajo del satélite justo en ese momento.

Mapa satelital en vivo

Dicho de otra manera, es como si tuviésemos una cámara que va viajando por el mundo y grabando lo que ve. Es imposible que grabe todo lo que está ocurriendo en el planeta, solo grabará en el sitio donde esté la cámara en ese momento. Pues un satélite es lo mismo. Si quisiéramos ver nuestra calle en vivo, a nuestra pareja para saber lo que está haciendo, a las vecinas a ver si están tomando el sol o buscar nuestro coche que nos lo han robado… ¡necesitaríamos un satélite para cada uno de nosotros! Así que ir preparando unos cuantos millones de dólares para compraros uno…

Como veis, una vista satelital en vivo solo está al alcance de servicios secretos del Gobierno o de importantes instituciones científicas, que son los únicos con suficiente dinero (y permisos) para controlar un satélite en la órbita terrestre. Y cuidado, que ni siquiera éstos lo tienen fácil… ¿sabíais que apuntar un satélite a la zona que deseamos ver en ese momento, puede tomar un tiempo medio de 6 horas? Tiempo más que suficiente para que el ladrón o el asesino de turno ya se encuentre a 500 kilómetros.

Por otro lado, algunos preguntan si es posible ver lo que ocurrió en cierta zona el día X a la hora tal. Lo siento, pero no. Tener acceso a este servicio requeriría que un satélite hubiese estado apuntando a esa zona justo a la hora deseada. No sé cuales serán las posibilidades de que coincida este hecho, pero seguro que es más fácil que te toque la lotería.

Si alguien sigue con dudas, puede preguntar en los comentarios, pero ahorraos decir simplemente “quiero ver el mundo en vivo”, porque ya está bien explicado que no se puede hacer :-)

Este mes de febrero se ha llevado a cabo una actualización en Google Maps que permite el acceso a nuevas imágenes aéreas de 45º en 23 ciudades del mundo. Se trata de imágenes tomadas desde el cielo con una inclinación de 45 grados, lo que abre la puerta a nuevas posibilidades de visualizar edificios y zonas, a medio camino entre las clásicas imágenes satelitales (con las que lo vemos todo desde arriba) y las fotografías a pie de calle (léase Street View, que es como lo vemos las cosas desde el suelo). Las fotografías de 45º dan una interesante perspectiva.

De las 22 ciudades que ya disfrutan de este tipo de imágenes con la nueva actualización, hay 14 de Estados Unidos, 5 de España, 1 de Argentina, 2 de Alemania y 1 de Suiza. Sí, habéis leido bien, ¡cinco de España! Demostrando una vez más que es uno de los paises con mejor servicio en Google Maps y Google Earth.

Dentro de España, las ciudades afortunadas son Pamplona, Torrelavega, Bailén, Ponferrada y San Sebastián. De esta última es la siguiente imagen:


Ver mapa más grande

En Argentina, la ciudad escogida es la capital, Buenos Aires. De Suiza, Rolle. Y de Alemania, Wachtberg y Weinheim. A continuación tenéis otras vistas de Heidelberg, una ciudad-universidad situada en el suroeste de Alemania, cerca del río Neckar. Heidelberg es famoso entre los viajeros por su centro histórico y las ruinas rojas del castillo con una mezcla de estilos arquitectónicos. Tras 600 años de historia, la Universidad es una de las instituciones educativas más antiguas de Europa.


Ver mapa más grande

Interesantes las imágenes inclinadas, ¿verdad?

Otra de las actualizaciones que se han incorporado en febrero están relacionadas con la mejora de las imágenes de los océanos en Google Earth. Aprovechando el tercer aniversario de esta característica, Google ha liberado nuevas imágenes, obtenidas del Instituto de Oceanografía Scripps, que han utilizado información recopilada durante 30 años por más de 8000 barcos de 135 diferentes instituciones. Entre las zonas marítimas actualizadas, encontramos el Mar Mediterráneo.

OpenStreetMap es un nuevo y muy interesante proyecto de código libre y colaborativo que se está convirtiendo en la Wikipedia de los mapas en Internet. De igual manera que la Wiki ya es la enciclopedia más completa del mundo, superando incluso a las de empresas privadas y de pago, OpenStreetMap podría llegar a superar a Google Maps… ¿o no?

Hay que dejar claro que OpenStreetMap se centra en mapas con información que van añadiendo los usuarios, y no posee imágenes satelitales ni Street View. Sin embargo, su punto fuerte es la posibilidad de que cualquier persona añada información importante a los mapas: nombres de calles, de plazas, bosques, montañas, servicios comunitarios, comercios…

Aunque en España e Hispanoámerica el servicio aún deja mucho que desear (porque los usuarios todavía no han subido muchos datos), en otros países como Alemania, OpenStreeMap ofrece mapas más completos que los de Google Maps. Y este debería ser el camino a seguir por las otras regiones del mundo, alimentando día a día la información disponible.

En España, una de las excepciones (en cuanto a excelente calidad), la encontramos en la pequeña población de La Palma de Cervelló (Barcelona), donde un grupo de usuarios muy activos ha ido subiendo una gran cantidad de datos sobre la población, tanto a nivel de nombres de calles, como de comercios o situando en el mapa antiguos edificios ya desaparecidos o remodelados.

OpenStreetMap

Otra de las ventajas de OpenStreeMap es que, al ser un proyecto de código libre, siempre será gratuito para los usuarios que lo utilicen. Google Maps, en cambio, podría llegar un día en que pase a ser de pago: este punto se encuentra en las condiciones del servicio. Además, algunas empresas cartográficas europeas ya han denunciado a Google por entender que, al ofrecer el servicio de mapas de forma gratuita, están haciéndoles competencia desleal.

Si los usuarios van añadiendo información de las poblaciones donde viven, o de zonas que conocen bien, OpenStreeMap irá mejorando constantemente y todos nos veremos beneficiados por los datos a los que podremos acceder. Sin duda, los mapas en Internet están viviendo su época dorada.

Las nuevas imágenes satelitales disponibles en China han permitido el hallazgo de unas estructuras misteriosas en el Desierto de Gobi. Se está especulando sobre qué pueden ser estos extraños lugares. Dejando de lado las conspiraciones que apuntan a que sean lugares de aterrizaje de naves alienígenas, lo más probable es que sean estructuras relacionadas con el ejército chino, ya que se encuentran en una zona donde desarrollan su programa militar, nuclear y espacial.

Por ejemplo, nos encontramos con dos estructuras de 2km de largo y de forma rectangular (ver aquí y aquí en Google Maps), de las cuales se desconoce su propósito. Una teoría con fuerza apunta a que son recreaciones de ciudades (alguna recuerda a la forma de Washington D.C.), utilizadas para practicar el lanzamiento de misiles. Se da la circunstancia de que estas “ciudades” se encuentran a más de 120km de cualquier carretera o camino, es decir, en lugares totalmente aislados de la civilización.

Otros sitios se muestran como enormes círculos concéntricos, parecidos a los que hay en la famosa Área 51. En una de las imágenes podemos apreciar 3 aviones del ejército chino.

También moviéndonos por la zona, podemos encontrarnos con restos de edificios, evidentemente destruidos mediante un ataque aéreo.

¿Qué opináis sobre estas estructuras misteriosas que se han descubierto gracias a Google Earth? El gobierno chino no estará muy contento de que se hayan destapado estos secretos.

Alrededor de La Tierra orbitan una gran cantidad de satélites creados por el hombre. El mayor y más brillante objeto que podemos ver (incluso sin prismáticos ni telescopio) es la Estación Espacial Internacional, es decir, la ISS. Pero son numerosos los satélites que podemos llegar a ver a simple vista. Mención especial para los Iridium, los cuales tienen unas grandes placas que en determinado momento reflejan la luz del Sol y provocan un potente destello en el cielo.

Para conseguir ver estos satélites, hay varias páginas web que nos informan de la hora y localización. Yo destacaría la web Heavens Above porque facilita una información muy precisa y completa. La única pega es que está en inglés, pero vamos a explicar cómo hacerlo paso a paso.

Primero, tenemos que darle nuestras coordenadas desde donde queremos ver los satélites, ya que el paso de éstos por el cielo varía mucho de un lugar a otro. Pulsaremos en el enlace “select from map” para seleccionar nuestro lugar de observación en un mapa o bien en “from database” para escoger un sitio de su base de datos. Hay que intentar ser bastante precisos, si vivimos a 50km de Barcelona, por ejemplo, no vale con seleccionar esta ciudad, sino nuestra población. Una vez ya tiene nuestras coordenadas, podemos saber cuándo pasan los objetos por nuestra zona.

Cómo ver la Estación Espacial Internacional (ISS)
Pulsamos donde pone “10 day predictions for: ISS” y veremos una tabla donde nos muestra los siguientes vuelos de la ISS. La columna Mag (magnitud) muestra lo brillante que será la estación espacial: cuanto menor sea este número, más brillará. Las tres principales columnas son Starts (Comienzo), Max. altitude (máxima altitud) y Ends (Fin).
Cada una de éstas cuenta con otras tres columnas, que nos informa de la hora (Time), la altitud y el acimut. El acimut no es otra cosa que el punto cardinal al cual tenemos que mirar, con sus siglas en inglés (N Norte, S Sur, E Este, W Oeste). Por último, la altitud nos dice en qué punto o a qué altura veremos la ISS. Para orientarnos, 0º sería el horizonte y 90º justo encima de nuestras cabezas. Un puño con el brazo estirando son unos 10º, de manera que si nos pone que la ISS estará a una altitud de 50º, tendremos que “medir” con nuestro puño 5 veces.
Decir que la Estación Espacial Internacional es visible a simple vista dado que brilla bastante (por supuesto, en un día sin nubes de por medio), pero la veremos mejor con unos prismáticos.

Cómo ver otros satélites artificiales
No sólo la ISS sobrevuela nuestras cabezas. Siguiendo en la web de Heavens Above, podemos pulsar en el enlace “3.5″ debajo de la línea Daily predictions for all satellites brighter than magnitude: para conocer los satélites que podemos ver diariamente desde nuestra situación. Encontraremos una tabla de información muy parecida a la que hemos explicado con la ISS.

Cómo ver los Iridium y sus destellos
Llegar a ver un destello de luz de un Iridum es algo bastante impresionante. Para saber cuándo ocurren, pulsar en “Iridium flares” los enlaces “next 24 hours” (próximas 24 horas) o “next 7 days” (próximos 7 días). Esta tabla es un poco distinta: nos informará de la hora del destello, así como de la magnitud de éste. En la columna Azimuth (Acimut) veremos un dato algo más precio que sólo el punto cardinal, ya que nos saldrá también en grados. Para situarnos, debemos imaginar que el Norte es 0º, el Este 90º, el Sur 180º y el Oeste 270º. Una vez más, podemos usar nuestro puño con el brazo extendido para hacer mediciones de 10 grados.